39.- "Y el aire de los mapas" (Imágenes para un poema / 'Amarillo cadmio')





AMARILLO CADMIO

Hay un color que avisa del peligro:
precaución y cautela, nadie quiere
caer o despeñarse, tropezar y morir,
arder, perderlo todo.

¿Quién escoge el color de un abismo?
¿Quién decide el lugar donde hay riesgo,
emergencia o percances?

El color amarillo delimita
la amenaza que late en nuestros pasos,
un dolor que respira, la desgracia
que acude sin horario.

Hay un color que anuncia la amenaza:
que el caminante sepa dónde pisa,
que consiga llegar, venir, fugarse.

Qué fácil nos resulta protegernos:
basta sólo un color y los peligros
se alejan o se esfuman.
¿Dónde están los colores que no están?
¿Qué será de nosotros sin su brillo?


[José Carlos Rosales, de 
Y el aire de los mapas, Vandalia, Sevilla, 2014]

34.- "Y el aire de los mapas" (Imágenes para un poema / 'Naturaleza discontinua')





JARDÍN ACCIDENTAL

Naturaleza discontinua, jardín accidental:
lo que nació en las grietas donde el mundo aguarda,
aquello que se nutre de la sombra más húmeda
y malvive en rincones, esquinas, superficies.

Jardín accidental, naturaleza discontinua,
jirones de un impulso que se empeña en vivir
por encima de todo, esa vieja costumbre
de estar al aire libre, al margen de la norma
que arrincona la vida, no temer que te pisen
y mostrar lo que hay al que quiera quedarse,
detenerse un momento y mirar lo que somos.

Naturaleza discontinua, jardín accidental,
un cielo roto, inútil: extrañeza o capricho,
esporas o semillas, aquel impulso anónimo
de lo que sube y baja, de lo que el viento trae.

[José Carlos Rosales, de Y el aire de los mapas (Vandalia, Sevilla, 2014)]




 


[Imágenes de José Carlos Rosales (EEUU, febrero-mayo de 2012)]

33.- "Y el aire de los mapas" (Reseña de José Pallarés de la antología poética "Un paisaje" en la revista "El Genio Maligno")



[...] "Erika Martínez incluye en la antología [Un paisaje, antología poética (1984-2013) de José Carlos Rosales] una muestra del inédito Y el aire de los mapas. El propio JCR ha indicado que la «y» copulativa del título tiene el valor de dar por concluida la serie que empezó con El buzo incorregible, en la que se integran todos los títulos de que hemos hablado. Los poemas que ahora ven la luz ahondan en lo enigmático, dejando al lector perdido como el protagonista del poema «Insomnio» o radicalmente inseguro como en «Mapa autógrafo»: «Lo que sea será mapa de humo, / hollín que manchará la piedra, / aire sin nombre, pérdida»." [...]

[Leer la reseña de José Pallarés]









31.- "Y el aire de los mapas" (Entrevista en el diario "ABC")


(Imagen de Jesús García Latorre / Ver más)


-[...] La poesía de bajo coste intelectual está hoy más o menos de moda. Y aunque no siempre se ha llamado así, ya se sabe, suele adoptar distintos ropajes o etiquetas, nunca había sido tan bien acogida como ahora lo es en ciertos gabinetes o capillas: la poesía reciclada ha sido una de las tendencias más habituales en la historia subalterna de la literatura. Pero la poesía austera, la que se construye con una decidida contención formal o sentimental, aquella que se alimenta de la observación y de la duda, la que no se extravía en desahogos o proclamas, esa sería una poesía de bajo coste formal y enorme peso intelectual o moral. Esa sería la poesía que más me interesa.


***

-[...] Casi todos los poetas viajan por la vida sin pasaporte, viajan en la bodega, en el vagón de carga, son como polizontes. En el mejor de los casos viajan como grumetes, nunca tienen camarote propio. [Leer entrevista completa]


[Foto de Jesús García Latorre ]